miércoles, 8 de abril de 2015

Una gran víbora congelada

Château de Bussy-Rabutin

Los cortesanos sonreían al ver el gélido talante de Madame de Maintenon. Imaginaban que el rey se arrepentiría pronto de haber cambiado a Athénaïs por Françoise en su lecho. Decían que Luis había metido en él a “una gran víbora congelada”. 

Pero aún no sabían que en lugar de la amante era la esposa, y por consiguiente veían una gran hipocresía en sus aires de virtud. Los protestantes, que no le perdonaban su apostasía, eran quienes más calumnias vertían sobre ella. Comenzaron a lanzar el rumor de que Madame de Maintenon tenía por amante a uno de sus servidores. La historia sirvió de inspiración al dos veces desterrado Bussy-Rabutin, cuyas aventuras fueron objeto de nuestra atención hace un tiempo. El primo de Madame de Sévigné nos ha dejado el siguiente relato fantasioso:

“Un día el sirviente que utilizaba para sus ejercicios amorosos se trasladó con su permiso dos días al campo. Pero, bien porque encontró a alguien conocido, bien porque deseara tomar fuerzas, permaneció algunos días extras. Hacía ya seis que estaba ausente cuando Madame de Maintenon, que no estaba acostumbrada a tan largo ayuno, escribió una nota que envió por medio de su confidente.”.

Siempre según la desfachatez de Bussy, la nota decía:

“En verdad, corazón, no me amas, y si tu impaciencia igualara la mía, ya habrías regresado el primer día. En cuanto a mí, te confieso que estoy desesperada por haberte dejado partir, tanto más al ver que no regresas. Preciso será, para una ausencia tan prolongada, que no me ames o que hayas muerto. Vuelve, pues, y no me dejes por más tiempo junto a este rey al que no amo ni una décima parte de lo que a ti. Además, si no deseas encontrarme desesperada o muerta, acude directamente, a medianoche, hasta mi habitación. Daré orden de que dejen la puerta abierta para facilitarte la entrada. Adiós, vida mía.”

El padre La Chaise

Pero la joven confidente obedecía en realidad al padre La Chaise, y es a él a quien entrega la nota. El eclesiástico, a quien nuestro imaginativo escritor pinta también enamorado de Françoise, concibe entonces un audaz plan para ocupar el lugar del sirviente. A tal fin escribe al amante de Madame de Maintenon para alejarlo con un pretexto y es él mismo el que acude a la cita. Cuando llega a casa de Françoise, “se desnudó y tomó las ropas de noche de las que se servía el otro en sus expediciones nocturnas. Después se introdujo sigilosamente en el lecho, sin hacer ningún ruido, y allí empezó a trabajar. Aunque ella estaba adormilada, pronto lo sintió y, confundiéndolo con su galán habitual, lo abrazó tan amorosamente que el pobre sacerdote deseó expirar en un tan dulce ejercicio. El juego era suficientemente agradable para ser preferido a toda conversación, y por ello se reanudó varias veces sin que mediara una palabra. Hubiera transcurrido la noche así a no ser por un molesto resfriado del padre La Chaise que le hizo toser en un momento inoportuno. Madame de Maintenon dejó escapar un grito e intentó salir del lecho, pero él la retuvo mientras le daba toda clase de explicaciones y, tras haber calmado su espíritu, le hizo comprender que el asunto ya no tenía remedio, y que debía considerar lo que la fuerza de su pasión la había impulsado a hacer… ambos se reconciliaron y siguieron durante el resto de la noche. Después han seguido también siempre, y seguirán en tanto conserven fuerzas. Si creemos en las apariencias, es tan cierto que ella es la mula del rey como el jamelgo de La Chaise y el poney del camarero”


(Bussy-Rabutin, La Francia galante)


20 comentarios:

  1. Madame.


    Me parece tan imaginario ese relato de una aventura de la muy piadosa Maintenon, más con todo el mundo cortesano que escrutaba todos sus movimientos, una cosa así hubiera significado un escándalo y más que Luís XIV no dejare pasar tan fácilmente.

    Bussy si que tenía imaginación o los que le relataron esa anécdota la idealización demasiado, tampoco dudo que la Maintenon de ser cierta la historia no distinguiese un hombre de otro en ese instante.

    Bisous

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego que es una historia completamente imaginaria, eso está fuera de toda duda. Es un mero ejercicio literario, pero nos da una idea del concepto que tenían de ella muchos cortesanos, al no saber que era legítima esposa del rey.

      Buenas noches

      Bisous

      Eliminar
  2. Que crueles, porque no usar tanta capacidad imaginativa para algo más productivo.

    La historia me recuerda a los cuentos del Marqués de Sade.


    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso nos dicen a veces a los escritores, madame, acerca de la capacidad imaginativa. Supongo que a usted también le tocaría alguna vez topar con ese escollo. Pero es que, simplemente, no somos muy inclinados a lo productivo, y sí a la travesura :)

      Feliz tarde

      Bisous

      Eliminar
  3. claro. si te vas a liar con alguien, quién mejor que un padre constipado. madre mía. qué cabezas. imaginativo, dice.
    me he perdido algunos episodios pero ya me he reenganchado. no sé. tanto tanto para al final acabar aburridos uno del otro. no me parece bien. algo tendrían.
    buen jueves, madame.

    bisous!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, lo de aburridos es mi percepción personal. Luis, en concreto, más que aburrimiento experimentaba tranquilidad y estabilidad, algo que ansiaba en esa etapa de su vida, harto de tanto ajetreo.

      Feliz tarde

      Bisous

      Eliminar
  4. Que sería de la corte sin las habladurías :D.

    Es posible Madame que el Rey buscara eso en François. Tranquilida me refiero, pero veremos como resulta todo esto.

    Ayer vine y no pude comentar. Blogger estaba tonto. Incluso no pude comentar en el mio.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, buscaba una especie de antítesis de la anterior, y llevar al fin una vida ordenada con una esposa a la que pudiera amar.

      Blogger lleva raro hace ya un tiempo.

      Buenas noches

      Bisous

      Eliminar
  5. Como se nota que están algo aburridos en la corte y a todo esto se enteró el rey de las habladurías?, por que él si que podía parar los chismes diciendo la verdad
    Bueno madame un saludo y hasta pronto
    Rufinablanca

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad hubiera sido peor, porque un matrimonio como ese era sumamente deshonroso según el criterio de la época. De todos modos, Luis se había enterado de una obra anterior de Bussy en la que metía en parecidas aventuras a otros personajes de la corte, y su enojo fue tal que lo desterró por largo tiempo.

      Buenas noches

      Bisous

      Eliminar
  6. No me creo estas habladurías tejidas por los envidiosos celos cortesanos de quienes no veían con buenos ojos a Maintenon. Los chismes están a la orden del día para acreditar la maldad del otro. ¿Ciertos? A veces sí, otras no tanto. A Maintenon se le podían achacar muchas cosas pero la más inverosímil es que cayese en el pecado de la lujuria. Pero si decían que era un témpano en la cama...
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, madame. Se trata, simplemente, de una obra literaria, igual que una novela. Pero tenga en cuenta que los cortesanos pensaban que ella era la amante del rey, y que resulta lógico que lo pensaran.

      Feliz día

      Bisous

      Eliminar
  7. La descripción del lance es un relato de torpe hechura, muy apropiado para un público tabernario, de sal gorda. Si esa clase de libelos corrían libremente, la reputación de la dama estaba ya destruida por completo. A ver cómo se desmiente una historia que circula sin control.

    Bisous y buen fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, no, madame! Esas obras de Bussy no estaban pensadas para llegar a las tabernas, sino que circulaban entre los cortesanos, generalmente de confianza, lo suficiente para que no todas sus ocurrencias llegaran a oídos del rey.

      Es difícil juzgar una obra por la traducción. Personalmente me gusta cómo se maneja Bussy, al menos en su propia lengua. Encuentro gran encanto a su prosa ligera, y su desvergüenza es un necesario soplo de aire fresco. En definitiva, no me extraña que fuera miembro de la Academia Francesa, y que ni el propio rey osara negarle tal mérito. Murió ocupando aún el sillón número 20, y así se convirtió en uno de los Inmortales.

      Buenas noches

      Madame

      Eliminar
  8. Y es que este Bussy Rabutin, del que ya conocemos alguna que otro atrevimiento, era un recalcitrante irreverente como pocos. No había quien pudiera con él; casi ni el rey.
    Beso su mano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre he tenido cierta debilidad por Bussy, seguramente, en parte, por esas razones, pero también porque me divierte muchísimo. Por eso lo invito siempre a mis fiestas, pero como pasa la vida desterrado, casi nunca puede venir.

      Feliz fin de semana

      Bisous

      Eliminar
  9. Por ser el paradigma del monarca absoluto hay que decir que Luis era mucho más tolerante a las críticas que los dictadorcillos actuales. , Estoy averiguando por un e book que no dañe la vista,porque el envio por correo del libro es imposible . Tarda, es carísimo, te abren el paquete en la aduana por miedo que sea methanfetamina , Delicias de vivir en el fin del mundo. Bisous . Claudette.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y seguirán abriendo cosas en la aduana, tal como va el mundo. Cada vez estamos más amenazados, por desgracia.
      Supongo que a través de Amazon podrá conseguir algo, al menos el ebook. Aunque no sé si Amazon funciona en su país.

      Gracias, madame. Feliz domingo.

      Bisous

      Eliminar
    2. Si , con el e book no hay problema, pero yo quería el libro en papel. Además estoy buscando una tablet que no me arruine la vista. Beso.

      Eliminar
  10. Blog encantador,gostei do que vi e li,e desde já lhe dou os parabéns,
    também agradeço por partilhar o seu saber, se achar que merece a pena visitar o Peregrino E Servo,também se desejar faça parte dos meus amigos virtuais faça-o de maneira a que possa encontrar o seu blog,para que possa seguir também o seu blog. Paz.
    António Batalha.
    http://peregrinoeservoantoniobatalha.blogspot.pt/

    ResponderEliminar

Luck is an attitude.